31 de mayo de 2021

DESMOCHE MONÁRQUICO



El desmoche es el proceso de poda por el cual se quita, corta, arranca o desgaja la parte superior de algo, dejándolo mocho. Aunque no es un recurso muy aconsejable, se recurre al desmochado para eliminar ramas enfermas o corregir un crecimiento errático de la copa de los árboles.

La conmemoración de los 90 años de la proclamación de la II República ha servido para actualizar muchos aspectos de los valores republicanos y para dar a conocer algunos hechos no muy divulgados que sirvieron para descafeinarla y desacreditarla por aquella derecha monárquica y por los actores económicos a su servicio.

Una vez ganada las elecciones por la derecha de la CEDA tras la proclamación de la República, se llevó a cabo lo que se llamó como “el desmoche municipal”. Los gobernadores civiles nombrados por el nuevo gobierno, apoyados por los terratenientes y caciques de los pueblos, mediante denuncias falsas fueron eliminando a aquellos alcaldes de izquierdas que pretendían poner en marcha el reparto de la tierra que propugnaba la reforma agraria aprobada, entre otras medidas sociales y económicas.

Desde esta humilde tribuna, hemos defendido un irrenunciable republicanismo como forma de estado frente a una monarquía arcaica que procura la Jefatura de Estado por herencia, máxime cuando fue un dictador quien la impuso y hemos denunciado comportamientos impropios de quienes ostentan tan importante magistratura al frente del Estado.

Los valores democráticos republicanos de justicia económica y social con blindaje de la sanidad y educación públicas y en la que las riquezas del país estén al servicio del interés general de manera efectiva, no solo se deben defender o festejar cada 14 de abril. Tampoco nos podemos limitar para reafirmar nuestro compromiso republicano y ponerlo de nuevo en valor a que surja un nuevo escándalo que salpique a cualquier miembro de la realeza. La reivindicación de una República, en la que seamos todos ciudadanos y no súbditos, en la que todos seamos iguales ante la Ley y la Justicia, debe ser constante y diaria.

Si bien con la abdicación, la posterior huida del todavía rey emérito y lo que se va conociendo sobre sus andanzas, la monarquía se auto desmochó en cierto modo. No debemos permitir que lo auto desmochado se recupere gracias a los nostálgicos, acomplejados y aquellos partidos de las dos almas, y de ahí la necesidad de un desmoche monárquico definitivo.

Para llevar a cabo el desmoche monárquico definitivo no hace falta atribuir irregularidades de forma inventada, como hizo la derecha cuando ganó las elecciones generales durante la II República para quitar a incómodos alcaldes de izquierdas, porque las andanzas poco morales y éticas, presuntos y no tan presuntos delitos de corrupción de miembros de la Casa Real, no están en el acervo popular por ser inventados, sino porque han sido demostrados.

Después de todo lo que se conoce y lo que estar por conocer, el desmoche monárquico no es una opción, sino una obligación, aunque sea por una mera cuestión de higiene y salud pública democrática.

Por ello, ante el anuncio emitido a través de los medios de comunicación al servicio de la causa de que el emérito prepara un regreso transitorio a España, no se crean en modo alguno que es para saldar cuenta con la Justicia, sería un buen momento para un desmoche monárquico, no solo para erradicar las ramas grandes o pequeñas enfermas o corregir un crecimiento errático en las mismas, sino más bien para dejarla mocha, en este caso, sin capacidad de crecimiento y reproducción.


Puño en Alto

27 de mayo de 2021

CHURRETE O CHURRETOSO


 

Según el Diccionario de la RAE, un churrete es una mancha en la cara, en las manos o en cualquier otro lugar visible. Aunque pueden compartir cierto campo semántico, no confundir churrete con churretoso, ya que este último hace referencia a aquella persona de poca entidad o credibilidad que tiende a quedarse en lo superficial de las cosas, en cierto modo sinónimo también de chismoso.

En general, churrete hace mención al aspecto físico en cuanto a limpieza se refiere y churretoso a una forma de ser casquivana y perjudicial en cuanto a lo poco reflexiva. Aunque, churretoso también puede hacer referencia a que chorrea algo grasiento. 

Así si decimos que “fulano es un churrete”, sabemos perfectamente que no nos estamos refiriendo a su aspecto físico en cuanto a la limpieza, ya que sustituyendo churrete por churretoso la frase tendría el mismo significado.

Si en cambio decimos: “Sultano, churrete”, parece referirnos siempre a su aspecto, ya que, sustituyendo churrete por churretoso, la frase adquiere otro significado. 

Curiosamente, cuando se dice “Mengano, el de los churretes”, y aunque churrete no es sustituible por churretoso, la frase adquiere un significado dual, esto es, se puede referir tanto a su poca limpieza como a su escasa credibilidad, por ejemplo.

Se podría seguir poniendo ejemplos, pero no es el objetivo de este articulo llegar a que se aprecie la similitud y diferencia según los casos entre ambos términos, sino una licencia, en absoluto literaria, ni mucho menos lingüística ni tampoco intelectual, tan solo una oportunidad, bien o mal traída, para reflejar la conducta y la forma de ser del personaje que a continuación nos vamos a referir. Personaje gris y anodino que en la sociedad pasaría sin pena ni gloria si no fuera que, por los avatares de la vida, las casualidades, el oportunismo y otras consideraciones más trascendentes e inquietantes lo hayan puesto en la relevancia pública del cargo que ocupa. 

Si alguien ha tenido la infinita paciencia de leer hasta aquí, ahora le propongo un ejercicio, quizás más lúdico, pero no menos cierto que de tener alguna correspondencia con la realidad, dejaría lo divertido para entrar en la pesadumbre, cuando no en la compunción. Se trata de discernir si el alcalde de la Sanlúcar del Santo Régimen, tan proclive a recurrir a las gracietas para descalificar a sus oponentes políticos, sobre todo durante los plenos municipales, merece recibir el calificativo de churrete o churretoso o ambos, más allá del caso, el contexto o la oportunidad.

Churrete o churretoso, that is the question (otra licencia).


Puño en Alto

🔴 NOTA: Este artículo está publicado en 👉🏾 Diario Bahía de Cádiz


25 de mayo de 2021

Cs, UN SUCEDÁNEO CON FECHA DE CADUCIDAD



Los productos alimenticios han dejado de tener fecha de caducidad para tener fecha de consumo preferente, anteponiendo la rentabilidad económica de los mismos para las empresas que los produce por encima de la salud pública.

La lamentable foto de Colón otorgó a Cs el timbre de “Consumir Preferentemente” y locos de contentos siguieron en esa deriva, creyendo que les llevaría a esos objetivos que les vislumbraban la recomendación del consumo preferente. Pero no tuvieron en cuenta que se habían convertido en una marca blanca de la rancia derecha, esto es, en un sucedáneo al fin al cabo.

Ha bastado una serie de reveses electorales acompañados de deslealtades y abandonos para entrar en el nuevo estado que le confiere la fecha de caducidad. Los consumidores electorales conservadores han entendido que para qué consumir un sucedáneo por muy cuidadosa y moderna presentación mercadotecnia tenga que no le confiere nuevas propiedades al producto, si pueden tener a mano para su consumo el original con sus prestaciones conocidas de siempre. 

En este caso, la rentabilidad electoral se ha antepuesto a la salud democrática en un proceso a la inversa, esto es, la foto de Colón quito a Cs el consumo preferente para ponerle fecha de caducidad y como buen sucedáneo, durará en el mercado electoral el tiempo que interese a la marca original.

Fue Rivera quien metió por puro protagonismo y prurito personal en esta dinámica a Cs, llevándose incluso cierto prestigio al abandonar el barco después del batacazo del 10N y es Arrimadas quien se está comiendo el marrón, amén de haber cometido errores de bulto. Arrogarse el papel de regenerador de la política y apuntalar al PP en gobiernos en Madrid con la estela de corrupción que lleva y a la vez blanquear la montaraz extrema derecha tiene difícil consumo por muy preferente que se hayan creído ser. Y esto Arrimadas no ha sabido, no ha podido o no ha querido evitarlo ni entenderlo.

La fecha de caducidad es inexorable y tiene difícil, por no decir imposible, vuelta atrás. Será más pronto o tarde en función de la velocidad de abandonos que vaya teniendo. Igea en Castilla León y Marín en Andalucía esperan agazapados y deseosos dar el paso hacia el PP con la fórmula que sea con tal de seguir en la pomada.

Cs, como producto electoral elaborado aspiró a todo y ha terminado como un sucedáneo con fecha de caducidad y los primeros que están entendiendo que ya no es de consumo preferente son sus propios cargos que lo están abandonando en un proceso lento, pero sin pausa, para que llegada la fecha de caducidad no les dejen fuera de juego. 


Puño en Alto

🔴 NOTA: Este artículo está publicado en 👉🏾 La Libertaria Informaciónen 👉🏾 Diario16en 👉🏾 Rebeliónen 👉🏾 Kaos en la Red

21 de mayo de 2021

CUENTA CAÑONES

 


Se conoce como cuenta cañones a aquellos individuos militantes de organizaciones que mantiene una calculada indefinición a la hora de decantarse por un determinado candidato o candidata hasta que comprueba quien de ellos tiene toda la vises de ganar en la contienda congresual interna. Esto es, su único criterio para decidirse por un candidato u otro es la de apostar a caballo ganador, proponga lo que proponga en su programa y estrategias, con el objeto de no verse represaliado y seguir gozando de la benevolencia del ganador y no perder las posibles prerrogativas que tiene dentro de la organización. Un cuenta cañón si tiene que engañar engaña, si tiene que traicionar traiciona y si tiene que cambiar de bando, cambia con tal de no poner en solfa su estatus dentro de la organización.  El o la cuenta cañones una vez que ha dirimido que candidato o candidata va a ganar, es decir, quien dispone de más cañones (de ahí la denominación), suele acompañar su decisión con argumentos oportunistas, cuando no, peregrinos, que solo ellos se creen.

Cuenta cañones los hay en los partidos, sindicatos y en cualquier otra organización sujeta a procesos congresuales periódicos para la elección de sus líderes.

Susana Díaz, la todavía secretaria general de los socialistas andaluces, tras perder en su día, contra todo pronóstico, las primarias contra Pedro Sánchez y haber perdido la presidencia de la Junta de Andalucía, a pesar de haber ganado las elecciones autonómicas andaluzas, está viendo como parte de los que la apoyaron en su día se están pasando al bando supuestamente patrocinado por el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. Es decir, Díaz, la que decían que había “nasio pa ganar”, es quien está sufriendo más que nadie los efectos de los cuentas cañones.

Cuenta cañones se puede considerar la presidenta de la Diputación y secretaria provincial del PSOE de Cádiz, Irene García, así como, al alcalde de Sanlúcar, Víctor Mora. Ambos, en su día, acérrimos susanistas y ahora tras contar los cañones de los que dispone “la sultana” se han pasado al otro bando capitaneado por el alcalde Sevilla, Juan Espadas, a quien consideran ya ganador de la contienda de primarias. Por supuesto que ambos, tirando del argumentario más manido que suelen utilizar los cuentas cañones para justificar su decisión, han dado un argumento de lo más peregrino.

García dice que ha llegado el momento de presentar una alternativa con una frescura distinta y, por su parte, Mora desde el mayor de los cinismos argumenta que su intención es la de impulsar la renovación del partido a nivel andaluz. Esto lo dicen quienes llevan con cargos institucionales más de 14 años, y que han hecho de la política su exclusivo modus vivendi y del fomento del clientelismo y la compra de voluntades su forma de perpetuarse en el cargo. Quieren frescura y renovación y apoyan a quien lleva en política con distintos cargos institucionales desde el 2008 y como alcalde de Sevilla desde 2015.

Como se puede apreciar tanto Irene García y Víctor Mora son dos casos de libro de cuenta cañones: han engañado, han mentido, han traicionado y han dado argumentos peregrinos para justificar ahora su apoyo a Juan Espadas, con el único fin de seguir en sus cargos, disfrutar de sus prerrogativas y de sus estatus dentro de su partido y, por ende, seguir viviendo de la política.

La presidencia de la Diputación mantiene un ejército de paniaguados para dar más valor a su apoyo a Juan Espadas y Mora, en su afán contadora de cañones, llega a contar hasta con los concejales tránsfugas en el Ayuntamiento sanluqueño.

Por último, la actitud de García, Mora y tantos otros está sirviendo para actualizar el término de cuenta cañones, ahora se les empiezan a conocer más como cuenta espadas.

 

Puño en Alto

19 de mayo de 2021

VALLAS COMO SUCEDÁNEO ROCIERO


 El delegado de Mono-Incultura de la Sanlúcar del Santo Régimen lo ha vuelto hacer. Ha debido encontrar tiempo entre declamaciones ripiosas y para engominarse para sembrar de nuevo lugares públicos con amplias fotos esta vez dedicada a la romería del Rocío. Con esta iniciativa ha pretendido paliar de alguna manera las ansias rocieras de los romeros que verán como por segundo año consecutivo no podrán cumplir con el anhelo de todo un año.

En las mismas aparatosas vallas en las que dio rienda suelta a la gratitud devota a María por su intermediación en solventar su precaria situación económica y en las que con motivo del Día del Libro dedicó fragmentos dedicado a paraísos celestiales que no fiscales, pues en su lugar ahora con motivo del segundo año consecutivo del No Rocío coloca imágenes evocadora de la romería. Triste imaginación para un trasnochado poder o, mejor dicho, obsoleto poder para una pacata imaginación.

Sin embargo, se ha quedado en reflejar un solo aspecto de lo que es la romería del Rocío, ya que las imágenes seleccionadas solo hacen referencia a la devoción mariana con una muy manida estética, sin percatarse de que el Rocío tiene otro aspecto o componente también muy sobresaliente y destacable.

En las romerías es tradición que se conjugue la devoción mariana con la diversión, algo que, en modo alguno, debe estar reñido ni pensar que es incompatible por mucho que algunos quieran criticarlo como un aspecto fariseo de su creencia. En el Rocío se da una simbiosis perfecta y con toda legitimidad entre devoción y diversión, de tal manera que es difícil distinguir un aspecto de otro. Por eso sorprende y no se entiende que el delegado de la Mono-Incultura no haya tenido a bien reflejar este aspecto de la idiosincrasia de la romería rociera en las imágenes seleccionadas. No hay ninguna imagen que refleje el jolgorio fomentado por lo efluvios de las bebidas del aspecto festivo que inunda todo el poblado desde el primer día en la romería, por lo que ha quedado un hueco muy destacable que no está pasando desapercibido para propios y extraños de la romería en la localidad.

Los rocieros que hacen alarde de su apasionada fe religiosa por la Virgen del Rocío, festiva, bullanguera y, a veces, exacerbada manera de celebrar dicha fe deberían exigir al delegado engominado de chaqueta cruzada que rectifique de inmediato, porque de lo contrario podría interpretarse que el susodicho reprueba esa esencia tan suyas de celebrar su devoción mariana y de ahí que no lo reflejara en imágenes en las vallas. Conociendo que el edil de la Mono-Incultura es tan permeable a la critica tanto como proclive al alago y al poco trabajo, a buen seguro que la rectificación será inmediata, por nada en el mundo va a poner en riesgo lo que ha venido a reconocer en su ámbito cercano como una aparición de la virgen, no en el cargo, sino más bien, el emolumento que le proporciona el mismo.

Por otra parte, tanto el alcalde de la Sanlúcar del Santo Régimen, su sombra en cuanto a acompañarlo en cuantas fotos sean necesarias y que reconoce dedicarse a la política porque se aburre, llevan una oferta turística a FITUR destacando los espacios abiertos, la tranquilidad y la gastronomía en la localidad. Espacios abiertos que se encuentran con numerosos obstáculos, siendo las citadas aparatosas vallas uno más en ese despropósito. Esperemos y deseemos que no tengamos que lamentar accidentes de aquellos visitantes a la ciudad o lugareños que lleguen a embriagarse de tranquilidad y sucumban con las esencias de la manzanilla y su maridaje gastronómico local y no terminen dándose de bruces con cualquier de las mismas colocadas en esos sitios tan transitado del centro de la ciudad.


          Puño en Alto

18 de mayo de 2021

PALESTINA O LA MAYOR CÁRCEL DEL MUNDO A CIELO ABIERTO


El 29 de noviembre de 1947 la Asamblea General de la ONU aprobó un plan para la partición de Palestina, que recomendaba la creación de un Estado árabe independiente y uno judío y un régimen especial para la ciudad de Jerusalén, como así ocurrió con la oposición de la comunidad árabe internacional. Desde entonces Israel con la complicidad de la comunidad internacional, sobre todo de EE.UU., ha ido progresivamente ocupando ilegalmente territorios palestinos, hasta convertir al estado palestino surgido del acuerdo de la ONU en una entelequia, reduciéndolo a zonas confinadas inconexas una de otras.

A lo largo de estos años cada conflicto bélico árabe-israelí se ha saldado en mayor ocupación ilegal de territorios palestinos por parte de Israel con la excusa de proteger a su población y una mayor precarización de la, ya de por si, precaria situación social de los territorios para que pasado un tiempo provocara una nueva reacción legitima de los palestinos.

 

 

Con esta estrategia, Israel ha convertido a los territorios de autonomía palestinos en la mayor cárcel a cielo abierto del mundo y, me atrevo a afirmar, de la historia contemporánea con la complicidad o, cuando no, la indiferencia de la comunidad internacional. A pesar de las resoluciones de la ONU que exigía a Israel el cese y la devolución a la autoridad palestina de los territorios ocupados, resoluciones que el estado israelí ha desoído sistemáticamente.

Durante estos años, el pueblo palestino no ha hecho más que defenderse de la estrategia de continuas provocaciones de Israel, como la de establecer en Jerusalén la capital del estado sionista, recibiendo una respuesta absolutamente desproporcionada, tal como estamos comprobando en estos días. Piedras contra misiles.

La indiferencia y complicidad de la comunidad internacional se puede interpretar como que no ven más solución al conflicto que el exterminio sistemático emprendido por Israel contra el pueblo palestino. En ese sentido hay que valorar las palabras del alto representante para la política exterior de la Unión Europea, el español Josep Borrell, que desentendiéndose del asunto y de la trágica consecuencia de los bombardeos sobre la población civil palestina, manifiesta que la Unión Europea no tiene capacidad para mediar o resolver el conflicto entre Israel y Palestina y para colmo terminó diciendo «No se le pueden pedir peras al olmo», en referencia a la UE, en una asunción palmarias de su inutilidad al frente del cargo que ostenta.

Ciertamente, a quien no se le puede pedir peras ni nada que pueda comprometer su estatus en la UE, es a un impresentable como Borrell.  

¡¡VIVA PALESTINA LIBRE!!  



Puño en Alto

15 de mayo de 2021

COLOMBIA ABANDONADA ANTE LA INDIFERENCIA



 Colombia está viviendo una de las peores crisis políticas de su historia debido a las movilizaciones contra las políticas económicas del gobierno conservador de Duque que ha empeorado aún más las expectativas de las familias colombianas. La gota que llenó el vaso de la paciencia de los colombianos ha sido la abusiva reforma tributaria que afectaba principalmente a la clase trabajadora colombiana cada vez más empobrecida.  A raíz de la pandemia, la pobreza monetaria en Colombia subió el año pasado 6,8 puntos con respecto a 2019 y se situó en el 42,5 %, lo que significa que el número de pobres del país aumentó en 3,6 millones de personas al pasar de 17,4 a 21 millones.

Las Movilizaciones que surgieron en 2019, tras un paréntesis de un año debido a la COVID, han resurgido con fuerza hace dos semanas convocadas por los sindicatos a la que se sumó gente de todas las condiciones sociales, un movimiento que no pierde fuerza con el paso de los días y que, lamentablemente, están siendo reprimidas de forma salvaje por la policía y el propio ejército.

Aunque el presidente Duque ha dado marcha atrás en sus pretensiones, la mecha del descontento social está pretendida, ya que no solo se trata de la abusiva reforma fiscal, ya que las movilizaciones tienen un profundo deterioro económico y social que sufre especialmente la clase media trabajadora. Duque, de manera cínica, apela al diálogo mientras su policía junto al ejercicio masacra a la población en las calles.

La represión policial ha ocasionado decenas de muertos y desaparecidos, así como, miles de heridos en una escalada de violencia represiva que ha provocado que la propia ONU recordara al gobierno colombiano la importancia de que garantice la protesta social y permita las marchas pacíficas, después de que delegados del organismo denunciaran la brutal actuación de la fuerza pública en la ciudad de Cali.

Para la caverna política y mediática española estos hechos en Colombia están pasando absolutamente desapercibidos, se muestran indiferente como si no existiesen. 

¿Cuál hubiese sido su actitud si estos hechos se estuviesen dando en otros países, como por ejemplo Venezuela? Las diarios y machaconas portadas de esos medios nos las podemos imaginar, las intervenciones de los contertulios a nóminas encubiertas de la caverna política  y las referencias de los líderes del PP y de la ultraderecha también. Pero en esta ocasión como se trata de un gobierno conservador que ha emprendido una reforma fiscal muy similar a la que el gobierno del PP de Rajoy implantó en plena crisis económica, callan y miran para otro lado.

Si bien, de la derecha política y sus voceros mediáticos lo esperábamos, lo que no esperábamos es que ni el gobierno, ni PSOE, ni UP, ni el resto de fuerzas políticas progresista no condenen los graves incidentes en el país sudamericano. Este silencio ante el atropello democrático que sufre la ciudadanía colombiana que esperemos no sea consecuencia del fracaso electoral madrileño.


Puño en Alto

12 de mayo de 2021

HOMUS MONARQUICUS

 


En su libro Homus Idiotus, el escritor uruguayo Washington Abdala aborda de manera certera como las redes sociales ha sucumbido como espacio de socialización, de intercambio de información y de oposición de ideas para convertirse en el espacio para obtener la aprobación a cualquier precio. 

Algo parecido a lo que describe Abdala, aunque con peculiaridades, ocurre con el llamado Homus Monarquicus, espécimen caracterizado con su tendencia a no pensar por medios propios. Conviene no confundir con el Homus Ibericus, aunque es cierto que comparte muchas de sus peculiaridades. El Homus Monarquicus ha encontrado en las redes el espacio pintiparado para realimentar sus carencias intelectuales y hace del grupo el escudo que solvente su déficit mental.

Todo aquel que alguna vez haya cometido la osadía o la temeridad de asomarse a las redes sociales patrias y desde el buenismo de un sano ejercicio de libertad de expresión haya cuestionado a la Monarquía como forma de Estado o criticado la conducta de cualquier de los miembros de la Casa Real y se haya topado con algún ejemplar o grupo (normalmente están en grupos) de Homus Monarquicus sabe que su incapacidad para razonar y dar argumentos más o menos conformados y relacionado con algo de intelecto es directamente proporcional a su capacidad de proferir insultos, improperios y amenazas a poco que vea en entre dicho su escaso raciocinio. Defienden la Monarquía como icono incuestionable de una fe ciega, signifique lo que signifique, y más allá de esa fe se niegan a aceptar cualquier punto de vista, ya sea social, política y democrática que la cuestione y de ahí que reaccionen ante las mismas de forma inapropiada, cuando no, con toda la carga de violencia verbal descalificativa que pueden, que no es poca.

El hecho que en pleno siglo XXI no se cuestione que una Jefatura de Estado se obtenga por el dudoso mérito de haber nacido en una determinada familia, algo que intelectualmente no se sustenta en modo alguno, sin embargo, encuentra perfecto acomodo en el Homus Monarquicus y la incapacidad de cuestionarlo es muy significativo y paradigmático.

Creo no descubrir nada si afirmo con rotundidad que la decadencia del homus sapiens y más aún en su variante expresada por Abdala y el propio Homus Monarquicus se debe combatir fundamentalmente desde la escuela. Pero un sistema económico y social que basa su propia subsistencia a que estas especies y subespecie prolifere, hará todo lo posible para que así sea. El poder político, como herramienta eficaz, reforma educativa tras otra, están convirtiendo los centros educativos en meros reservorios de futuras generaciones a las que se le ha cercenado el desarrollo de su capacidad de pensar, de discernir y de analizar para que sigan siendo mano de obra fácil de manipular.

En contraposición del Homus Monarquicus, surgió el Homus Republicanus, variante minoritaria del Homus Ibericus, que en su día quedó muy diezmado por el virus de la intolerancia y los intereses creados nacionales e internacionales, pero que, con tesón y esfuerzo, cada vez va tomado más fuerza y relevancia, a pesar de la contundencia intolerante con que se emplea el Monarquicus contra ellos, controlado por el sistema que subsiste gracias a ellos.


Puño en Alto

10 de mayo de 2021

MENA versus VERDE

 


Pretendieron ser innovadores y ocurrentes y tiraron de ingenio sacando lo de VERDE, conjunción entre el acrónimo de Viva El Rey De España y el color distintivo de su formación política como respuesta a los supuestos ataques que recibe la monarquía por parte de la izquierda. Cualquier comentario o post en las redes sociales en referencia a las andanzas del emérito y la patulea impresentable que forman gran parte de los miembros de la Casa Real eran contestadas de manera inmediata e enigmática con la palabra VERDE, a modo de consigna previamente establecida, incluso en el mismo Parlamento algún diputado de la extrema desvergüenza han sacado un cartelito donde rezaba el acrónimo.

La respuesta no se hizo esperan y no menos oportuna e ingeniosa: MENA, con una doble intención. Por una parte, hace mención al acrónimo de Monarca Español No Acompañado, en referencia al rey emérito huido indecorosamente a los Emiratos Árabes y, por otra, en referencia a los Menores Extranjeros No Acompañados, colectivo que han pretendido criminalizar culpándole de forma abyecta de una supuesta inseguridad ciudadana.

Como se suele decir, pretendieron ir a por lanas y, con esta rotunda respuesta, han salido trasquilados. De tal manera que no hay VERDE que no obtenga su correspondiente MENA.

La baja calaña moral de esta extrema desvergüenza, hace que defiendan a quien ha huido de manera deshonesta para ser un ex jefe del estado, personaje que se encuentra ya muy defendido y atendido en sus necesidades, si las tuviere, por una caverna mediática y económica que ahora tiene que cumplir por los servicios prestados de antaño. Se muestran complacientes, benévolos y dóciles con el sátrapa huido, sin embargo, se muestran implacables con quienes vienen huyendo de la desesperación y la miseria de sus lugares de origen en busca de un futuro mejor tras jugarse la vida y se encuentran desamparados en un país extranjero. Estos jóvenes no encontraran la ayuda de  personajes con nombres de abolengo y fortuna de dudosa procedencia, pero si con la solidaridad y comprensión de una mayoría social que exige a los poderes públicos que cumplan con el deber de prestarles asistencia y acogimiento.

El color que hace referencia el acrónimo, nada tiene que ver con el color de la esperanza que se le debe transmitir a esos menores que por una causa u otra han tenido que dejar a su familia en sus países, ni tampoco con la esperanza de unos padres que desean para sus hijos un futuro mejor, aunque se tengan que jugar la vida en el intento.

Uno huye para no dar explicaciones sobre sus vergonzantes actos y no responder ante la justicia por sus presuntos delitos y otros huyen de la miseria y la desesperación, esa es la diferencia.


Puño en Alto

6 de mayo de 2021

Y DE NUEVO, ¿AHORA QUÉ?

Viñeta de ENEKO

 

Más allá de los aciertos estratégicos de unos y los errores de otros, la fragmentación y solo la fragmentación de la izquierda está detrás de la rotunda victoria del PP de Díaz Ayuso en la autonómicas madrileñas. Una fragmentación originada no por diferencias ideológicas insalvables, y sí por cuestiones de egos personales partidistas, cuyas consecuencias las van a padecer esa mayoría social sufridora que decían defender. La fragmentación de las llamadas fuerzas políticas progresistas es un mal legendario que no se quiere abordar y en el que se ahonda más aún si cabe. Por eso es necesario hacerse la pregunta: ¿y ahora qué?

Nada hace pensar que vaya a ver una reflexión al respecto a juzgar por las manifestaciones de los líderes de los partidos de izquierda tras la jornada electoral del pasado martes. El PSOE, relamiéndose las heridas del fracaso, se contenta diciendo que los resultados de las elecciones madrileñas no tienen traslado al resto del país. Todo hace pensar que el PSOE, o más bien a su gurú Iván Redondo, le ha salido mal la jugada, ya que con el candidato Gabilondo asumía que el PP ganara las elecciones y que la desaparición de Cs hiciese que necesitase de Vox para gobernar exigiendo, a su vez, entrar en el gobierno autonómico. Los resultados han dado al traste con este planteamiento, ya que el PP para gobernar solo necesita la abstención de Vox, que ya ha anunciado que no exigirá entrar en el gobierno. Lo de la fragmentación del voto de izquierda no está ni se le espera en su análisis de las causas de su manifiesta derrota.

Pablo Iglesias cansado de ser cola de león en Moncloa pretendió ser hocico de ratón en Madrid, fracasando en su intento de presentar una candidatura única con Más Madrid, se contenta de haber salvado a Unidas Podemos de quedarse fuera del parlamento madrileño, asume su responsabilidad renunciando a todos sus cargos para no ser un obstáculo en la necesaria refundación de Podemos, pero ahondando en el error, señala de nuevo como sucesora a Yolanda Díaz. Es decir, Iglesias se va a lo Aznar. Ninguna mención hizo a la fragmentación de la izquierda como causa del resultado.

Más País de Errejón, se felicita doblemente por haber sobrepasado en votos a los socialistas y aumentar su distancia con Unidas de Podemos. Su euforia le lleva a anunciar que presentaran candidaturas a las autonómicas andaluces se adelanten o no, donde ya de por sí la izquierda se encuentra muy fragmentada con la salida de los anticapitalistas de Teresa Rodríguez de Podemos. Ni Errejón ni su valor en alza, Mónica García, hicieron alusión alguna a la fragmentación como causa de la victoria sin paliativos del PP de Díaz Ayuso, que ha dejado a una izquierda paralizada en la crispación, sumida en sus debilidades y miserias.

La derecha se fragmentó y viendo que ello da al traste con su pretensión de alcanzar de nuevo el gobierno del país ha procedido, aunque con formas poco ortodoxas, a la reunificación. Mientras, la izquierda sigue en su mal endémico de la fragmentación y en su cainismo secular, visto lo visto nada hace presagiar que se produzca una mínima reflexión al respecto y se aborde este mal con altura miras aparcando egos, personalismos, arrogancias y olvidando las cuitas pendientes.

La reunificación en la que ha entrado la derecha y el auge contenido de la ultraderecha bien merece esa reflexión, esfuerzo y generosidad en los planteamientos ante el adversario político común cada vez más radicalizado y envalentonado ante el retroceso de la izquierda. La pregunta que nos hacemos y que más que nunca necesita respuesta no es otra que ¿y ahora qué? 


Puño en Alto

5 de mayo de 2021

MARÍN O EL MIEDO A SER EL PARDILLO

 


Se suele decir que un runrún es la antesala de la noticia y que cuando el rio suena es que agua lleva. 

Se dice, se cuenta a modo de runrún en los mentideros político que el presidente de la Comunidad Autónoma andaluza, Juanma Bonilla, está sopesando un posible adelanto de las elecciones autonómicas, sobre todo tras los resultados del PP en Madrid.

La victoria electoral sin paliativos del PP madrileño de Díaz Ayuso hace que pueda gobernar tan solo con la abstención de Vox, y el descalabro sin parangono de Cs, quedando sin representación en la cámara madrileña, hace pensar que Moreno Bonilla convoque elecciones para aprovechar el viento a favor. Esta posibilidad pone de los nervios al chico de los recados de la Junta, Juan Marín, conocido también como el Torrijas, por varias razones.

La descomposición de Cs ya no es cosa de un territorio concreto como Catalunya o Murcia, ahora también en Madrid, es una muerte anunciada que se va haciendo extensivo a todo el territorio nacional. Una vez cumplida la previsible debacle madrileña, cundirá el pánico entre las filas de Cs y se generalizará el abandono. Marín, que quiso abrazarse en su día al PP y fue desautorizado de forma inmediata por Arrimadas, se vio obligado a criticar duramente al impresentable Tony Cantó, cerrando esa posibilidad y no podría abandonar Cs, teniendo que ver como desaparece la tierra bajo sus pies. Las elecciones anticipadas en Andalucía, solo acelerará su hundimiento muy a su pesar y, esta vez, sin ninguna red que pueda amortiguar algo su caída y práctica desaparición del escenario político autonómico.

Si nada lo evita y no parece que nada lo pueda evitar, Marín va a quedar como el útil para el PP e incluso para Vox en Andalucía. Después de tantos esfuerzos para apuntalar al PP y blanquear a la ultraderecha, resulta que va a quedar fuera de juego.

Ya en su día fue tonto útil del PSOE en su periplo como concejal de Sanlúcar de Barrameda. Apuntaló al PSOE y este cuando no le hizo falta dejó en la oposición a su partido, mientras Marín hacía lo propio con Susana Díaz en la Junta de Andalucía. 

En cualquier caso, para un Marín que ha cuidado en los medios de comunicación tanto su imagen de hombre sensato y de sentido común, los que le conocen bien, cuentan que va por las esquinas del Parlamento Andaluz lamiendo las pisadas de su presidente, Juanma Moreno Bonilla, haciendo genuflexiones al paso de los dirigentes de Vox, para que no adelante las elecciones y en tal caso, que no lo dejen en la estacada, que para eso ha sido su chico de los recados.

Para Marín, su dignidad como político, siempre la ha supeditado a seguir comiendo de la sopa boba, y si engañar a quien tenga que engañar y si seguir pasando como el tonto útil de los recados le procura continuar en la pomada, lo hará. Pero no ha calculado bien que, en política, cuando un tonto útil deja de ser útil, se le desecha y se busca otro que sea de más utilidad, ese es el miedo que le atenaza.

En el juego del póker se dice que si no encuentras al pardillo de la partida, es que el pardillo eres tú. Juan Marín, no ha debido encontrar al pardillo, pero lo peor es que no ha llegado a darse cuenta, por miedo a pensarlo, que el pardillo es él. 



Puño en Alto

3 de mayo de 2021

MONO-INCULTURA



 Hay quien se rasga las vestiduras. Hay quien se sorprende y hay quien no da crédito. Pero la realidad no debe servir para nada de eso porque poco más se podía esperar del personaje, si se tiene en cuenta su trayectoria, por llamarla de alguna manera, como trasnochado trovador de medio pelo de lugares comunes y cansina dedicación a ensalzar mediante ripios a una fe, más que nada, de chaqueta cruzada y gomina grasienta.

Fue un fichaje en ese partido convertido en cajón de sastre de oportunistas, que a la primera de cambio la abandonan para buscar un arropo en lugares más seguros donde medrar o seguir parasitando la sopa boba, a la vez que la demonizan (perdón) desde su liberalismo de salón. Tras los resultados electorales de 2019 y después de saberse concejal y conocedor que entraba en el gobierno local con un sueldo asegurado al menos durante cuatro años, fue confesando a propios y extraños que “se le había aparecido la virgen”, dada su precaria economía personal.

Si alguien achaca a una mediación de la virgen su “suerte”, no por tener la oportunidad de prestar un servicio público en la responsabilidad de gobierno de la ciudad en la materia que sea, si no por asegurarse un suculento salario que ni en los mejores sueños celestiales de su apolillada apostura podría tener, nada de lo que está haciendo ni hará puede ni debe sorprender.

A falta de Semana Santa, decidió sembrar las calles céntricas de aparatosas imágenes de cristos y de vírgenes compungidas por el dolor. Ello no puede extrañar a nadie si se tiene en cuenta que es su manera de agradecer a la virgen su mediación para que pudiera salir de su difícil situación económica.

El 23 de abril se celebró el Día Internacional del Libro con el objetivo de fomentar la lectura en la población y proteger los derechos de autor y a este supuesto cultureta de la mono-incultura rancia y trasnochada no se le ocurrió otra cosa que instalar en distintos lugares de la ciudad textos o versos sobre paraísos celestiales o algo parecido, no sabemos si es para seguir en su línea de agradecimiento a su divinidad o para hacer una competencia a esa otra confesión religiosa que periódicamente instala un escenario en zona céntrica para da conocer los preceptos religiosos de su biblia o porque no sabe hacer otra cosa o todas las cosas a la vez.

Lo cierto es que un mono podría ofrecer más cultura y divulgación de la misma que este personaje engominado desbordante de oportunismo, ya que la foto posando al lado de las exposiciones no ha faltado, ni tampoco la supuesta grandilocuencia de sus palabras cacófanas en la presentación de la mismas.

En todas las ciudades con motivo del Dia del Libro, aunque mediatizado por la pandemia, se ofrece un abanico amplio de oferta cultural con el objeto de fomentar la lectura, pero en la Sanlúcar del Santo Régimen, han entendido que es una buena ocasión para hacer proselitismo político entre los que profesan, de una u otra manera, una determinada fe religiosa, aunque hayan recurrido a otros autores a modo de relleno para justificar cierta universalidad. 

En la Sanlúcar del Santo Régimen ya nada sorprende en cada una de las vertientes de la gestión municipal, y nada es poco para el proselitismo, el clientelismo, la compra de voluntades. Ciudad que se ha convertido como lugar idóneo para oportunistas y vendedores de humos que no saben ni pueden valerse por sus propios medios. El susodicho personaje es uno de los mejores ejemplos.

Dios o, mejor dicho, su Dios de existir, nos proteja. 


Puño en Alto

Última entrada publicada:

12 OCTUBRE O LA HOGUERA DE LAS VANIDADES

La Hoguera de las Vanidades es el título de la novela de Tom Wolfe en la que trata de explicar hasta qué punto el dinero y la fama resultan...

Artículos más populares del mes...