29 de enero de 2021

ALCALDE NO, CORIFEO SÍ



Una ciudad de la Costa Noroeste gaditana, abandonada a su suerte durante años, tiene un alcalde, supuesto socialista, de circo y pandereta que pretende convertirla a su imagen y semejanza y que sus vecinos vivan o, más bien, malvivan de espaldas a la realidad. Para ello se rodea de una serie de estómagos agradecidos a tiempo parcial e insignes paradigmas de la estulticia humana a tiempo completo. Como cualquier caudillo de medio pelo se muestra más preocupado de su propia imagen que de realizar una gestión adecuada de la ciudad, pretende torpemente convertir cualquier crítica a su gestión en una crítica a su imagen como alcalde y, por ende, a la imagen de la ciudad.

El edil ha pasado del “ande yo caliente……” del que se vanagloriaba al “en el país de los ciegos...” sin solución de continuidad. Entre los ciegos están los que no pueden ver y aquellos que no les interesan ver, ya sea para seguir agradeciendo la colmatación de su insatisfecho apetito o como expresión palmaria de su necedad, que en su conjunto favorecen que el tuerto siga siendo el rey. 

Ha convertido a su partido en un oscuro antro de traiciones y de mediocridad, en herramienta eficaz al servicio de su subsistencia, desde donde se diseña el circo y pandereta que ofrece a la ciudadanía, así como, al Ayto. como el “paga fanta” de la fiesta y sus alegrías.

Para difundir con éxito su circo y pandereta le estorba y molesta la cruda realidad. Niega con insistencia aquello que no le interesa que exista y si, llegado el caso, no puede del todo, resta legitimidad a quien ose hacerle ver esa realidad y a aquellos que persisten en la intención, los criminaliza y persigue endosándoles malévolas intenciones.

Su entramado clientelista está tan consolidado y establecido en su justa dimensión, que no le hace falta ganar las elecciones con mayorías absolutas para seguir en su sillón de alcaldía, ya que siempre encuentra a oportunos coadyuvantes1 que por menos de un plato de lentejas le mantenga en ese sillón desde donde continuar con el circo y pandereta, viviendo bien y haciendo vivir bien a su estrecho coro de arribistas, aduladores y advenedizos encontrándose encantado de reconocerse así mismo tal corifeo2 en la antigua Grecia.  


Puño en Alto

NOTA

1. Los oportunos coadyuvantes merecen una atención a parte.

2. Expresión que se usaba para calificar a la persona que dirigía en las antiguas tragedias griega, puesto que era quien mejor bailaba y cantaba.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Última entrada publicada:

MOCIÓN DE CENSURA TAMBIÉN PARA QUIENES LA PROMUEVEN

Los partidos de la oposición en el Ayuntamiento de Badalona, PSC, Guanyem Badalona, ERC, Badalona en Comú y Junt han registrado la moción de...

Artículos más populares del mes...